El pasado 6 de abril se publicaba en el BOE el Real Decreto 244/2019, que viene a desplegar lo que la ley RDL15 / 2018 octubre pasado aprobó en materia de autoconsumo. Es una fantástica noticia, que abre las puertas al impulso (esperemos que ya definitivo) del autoconsumo fotovoltaico. Los rasgos principales de esta nueva normativa serían:

Ya nadie duda de que la transición energética se realizará sí o sí, por causas climáticas y sanitarias, pero también económicas. La duda es saber a qué velocidad esta se realizará, y esto dependerá básicamente del impulso o las barreras que los políticos (locales, autonómicos o estatales) apliquen. La responsabilidad es (siempre lo ha sido y lo será) de todos ellos, y de los votantes (claro) que los eligen. Dejamos actuar pensando sólo en nosotros y en el corto plazo, hagámoslo con amplitud de miras, con generosidad y responsabilidad: las jóvenes generaciones (y futuras) nos miran. Se los debemos.

Lee la noticia aquí